Las apuestas deportivas llegan a casinos, bingos y salones recreativos de Andalucía

bet365

El pasado mes de Septiembre se celebró en la malagueña localidad de Torremolinos la quinta edición del congreso andaluz del juego y entre otras cuestiones, la que más destacó fue el anuncio de la aprobación por parte de la junta de Andalucía de que a partir del año que viene sea posible practicar apuestas deportivas en bingos, salones recreativos o casinos.

Esta noticia se llevaba esperando durante unos cuantos años desde el sector, puesto que los operadores de juego no comprendían el veto que sufría esta posibilidad que seguro abrirá nuevas oportunidades al mercado.

De hecho, la comunidad autónoma andaluza era hasta ahora la única autonomía española en la que no estaba permitido apostar desde este tipo de locales en los que sí son frecuentes otras formas de juego.
La postura que los empresarios del juego muestran ante esta noticia es unánime. Sin duda supondrá un revulsivo para un sector que precisamente en el sur no estaba teniendo sus mejores resultados. En el año 2.010 fue cuando mejores cifras se registraron en Andalucía, pero hasta el 2.014 los ingresos han ido decayendo hasta llegar a un estancamiento que se prolonga hasta la actualidad.

No obstante, ese año que falta hasta su puesta en marcha no ha contentado a todos ya que hay quienes se preguntan si es preciso realmente tanto tiempo de tramitación. Otro asunto que preocupa al empresariado son los excesivos impuestos derivados de esta activiadad y el control tan exhaustivo por parte de la administración para supervisar todo lo que concierne al juego. Todo apunta a que el exceso de regulación ha disminuido la actividad y ha restado oportunidades de negocio.

Otros datos que se han conocido estos días en Torremolinos, han sido los estimados 162 millones de euros que el juego dejará a las arcas públicas andaluzas durante este año.
También se ha hablado del número de máquinas de azar por habitante, que en Andalucía es de 1 por cada 300 habitantes mientras que en el total de España es de 1 por cada 236 ciudadanos.